viernes, 11 de marzo de 2011

Cómo usar un molde de Shortbread sin morir en el intento... y de paso, Recetas Inglesas 2: Toffee Apple Crumble.


Hola.

Dejadme que me presente: Soy una entrada programada.

No me miréis mal, por favor. Tengo mis razones para ser una entrada programada...

Resulta que Alma está en estos momentos dedicando todo su tiempo a sus padres, porque los echaba mucho de menos y sólo están aquí hasta el domingo.


En todo caso, Alma cree que, aún así, estar ejerciendo de anfitriona/guía turística no es excusa para olvidarse del blog.

Por eso Alma me ha creado y programado, por adelantado, para que me comunique con vosotros en su ausencia.


Y gracias a ella os traigo hoy una receta tradicional inglesa y otra escocesa.

Empecemos por la escocesa. Shortbread de lavanda. Ñam!

Todo empezó cuando Alma compró un molde para Shortbread.


Por alguna extraña razón, los fabricantes sostenían que el shortbread había de hornearse en el molde. Este extraño (y erróneo consejo) ocasionó los siguientes intentos en la cocina de Alma en los últimos meses:
  • Primer intento (enmantequillándolo): Indespegable. Shortbread a la basura. Depresión.
  • Segundo intento (enmantequillándolo y espolvoreándolo con harina): Indespegable. Shortbread a la basura. Depresión.
  • Tercer intento (enharinándolo y marcando la masa con el molde pero desmoldándolo para hornear): Al hornearlo se quita el dibujo. Shortbread en estómago de Alma. Ninguna foto. Despresión.
Finalmente, llegó la solución: enharinar el molde, llenarlo con la masa y meterlo al congelador 10 minutos. Desmoldar y hornear.

Resultado: Alma feliz, Shortbread listo para ser fotografiado y, a continuación, ingerido.



LAVENDER SHORTBREAD

(Alma me dice que os diga que encontró esta receta en una revista de Women's Weekly dedicada al Afternoon Tea y que se enamoró al instante. Además, dice que sus vacaciones en Escocia el año pasado fueron las mejores de su vida y que, por tanto, el Shortbread le sabe a felicidad.).

  • 250g de mantequilla
  • 75g de azúcar
  • 1 cucharada de agua
  • 300g de harina
  • 100g de harina de arroz
  • 2 cucharadas de lavandas comestibles, cortadas muy finito (Alma usó aroma de lavanda en su lugar)
  • 2 cucharadas de azúcar moreno
  • Colorante morado (opcional)
Precalentamos el horno a 160º.
Batimos la mantequilla con el azúcar hasta que esté cremoso. Añadimos el agua, las harinas tamizadas y la mitad de la lavanda (o si estáis usando aroma, aroma). Añadimos el colorante. Amasamos bien sobre una superficie enharinada, estiramos la masa con el rodillo, cortamos las formas deseadas y las colocamos sobre la fuente de horno engrasada (o con papel de horno). Espolvoreamos con el resto de la lavanda y el azúcar moreno.
(Si estáis usando un molde para shortbread, es el momento de enharinarlo bien, llenarlo con la masa y congelarlo unos minutos. Para hornear, desmoldar el shortbread con cuidado sobre la fuente de horno).
Horneamos en torno a 20 minutos. Dejamos templar 5 minutos y transferimos a una rejilla para que se enfríe.



Y ahora vamos con la Receta Inglesa: Apple Toffee Crumble. (¿Os perdísteis la primera entrega de recetas inglesas? Está aquí).

Alma me ha pedido que os diga que el primer postre que comió fue un Crumble de Ruibarbo.

También me ha pedido que le perdonéis porque en Alemania no encuentra ruibarbo por ningún lado y, por eso, lo ha hecho de manzana. Dice, también, que podéis hacerlo con otras frutas, como peras, ciruelas, frutos rojos...

TOFFEE APPLE CRUMBLE


(Adaptado en una receta de GoodFood)

  • 50ml de agua
  • 110g de azúcar
  • Una cucharada de Golden Syrup (si no tenéis, no pasa nada)
  • Una cucharada de mantequilla
  • 4 manzanas hermosas, peladas y cortadas en trozos
  • 75g de harina
  • 75g de mantequilla
  • 75g de azúcar
Precalentamos el horno a 180º.
En un cazo, ponemos a calentar el agua con el azúcar a fuego medio. Cuando comience a hervir, lo retiramos del fuego y añadimos el Golden Syrup y la mantequilla. Lo llevamos otra vez a hervor y añadimos las manzanas. Cocemos las manzanas a fuego medio hasta que estén blanditas.
Mientras tanto preparamos el "Crumble". En un bowl, mezclamos la harina con la mantequilla y el azúcar. Ha de quedar con textura de "migas".
Ponemos las manzanas con el sirope en una fuente de horno adecuada y cubrimos con el Crumble.
Horneamos 15 minutos, o hasta que el crumble esté dorado y crujiente.


Como soy una entrada programada, no sé qué más decir...
Os iba a contar que Alma está preparando un tutorial paso a paso para hacer una tarta cubierta con ganaché de chocolate y fondant.... pero es un secreto, así que mejor no digo nada...

Besos,

La entrada programada de Alma (o lo que es lo mismo, la Alma que lo escribió ayer!!)


PD: Antes de despedirme no puedo evitar pedir vuestra ayuda una vez más de parte de Alma para el concurso de Gastroblogs, aunque lo tiene crudo! jaja.

34 comentarios:

  1. Estoy a la espera STOP me muero por ver esa tarta de chocolate STOP (pero tranquila guardare el secreto) STOP espero q te lo estes pasando genial STOP...un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Vaya, para ser una entrada programada te expresas genial, vamos, como la mismísima Alma, que bien le habrá venido estas "programaciones". En cuánto a las recetas, díle a Alma que son geniales, lo malo va a ser encontrar la lavanda comestible, en fin, mandaré a mi "entrada programable" a ver si la encuentra.
    Saludos, lo has hecho estupendamente en ausencia de Alma.

    ResponderEliminar
  3. Hola entrada programada, encantada de saludarte, felicita a Alma de mi parte. La primera receta, que ya no recuerdo el nombre, me parece muy original y no podía ser de otro sitio que se Escocia con ese color, tiene el mismo color que los prados de Escocia...
    Un beso y disfruta
    Angeles Sweet Cakes

    ResponderEliminar
  4. Que graciosa la entrada de hoy! Y esa masa de lavanda, me has dejado alucinada! Seguro que está riquísima.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. Querida entrada,
    Gracias por las recetas son geniales y que color tan bonito el de esas galletas, me encanta.
    Dile a Alma que lo pase muy bien estos dias y disfrute.
    El molde creo que no me lo comprare y seguire haciendolas a mano :)

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola entrada programada! dile a Alma que estoy de acuerdo con ella, yo también estuve en Escocia el año pasado y también fueron las mejores vacaciones de mi vida! Edimburgo es la ciudad que más me ha gustado (más que Paris o Londres, que ya es decir...) y lo recomiendo a todo el mundo, no probé los short bread pero me hinché a haggis. Besitos a ti y a Alma.
    Sonia S.

    ResponderEliminar
  7. Hola entrada programada!!encantada de conocerte!dile a Alma de mi parte que me encanta el colorido que tiene el shortbread, es una preciosidad y que se lo pase muy pero que muy bien que sus padres.Besitos para las dos!

    ResponderEliminar
  8. Hola entrada programada,
    lo has hecho muy bien, el color del shortbread es precioso, dile a Alma que disfrute mucho de la visita de sus papis ;)

    ResponderEliminar
  9. Quó bonito el shortbread, qué color más chulo! y el crumble tiene que estar buenísimo! Dile a Alma que disfrute mucho con sus padres! Besos

    ResponderEliminar
  10. Alma disfruta de la familia!!!! me quedo con la segunda receta...
    beeeeesos

    ResponderEliminar
  11. Gracias, gracias, gracia.... Tengo ese mismo molde, que compré por internet en Lakeland. Según su web no hay que enharinar ni poner mantequilla ni nada, pero a mi se me pegó todo y claro, depresión y de momento no había vuelto a intentarlo... Pero ahor sí, espero poder poner en mi blog un shortbread perfecto gracias a ti.

    ResponderEliminar
  12. ¡Eres un encanto "entrada programada", no me ha importado pasar un rato contigo, he conocido el molde, he aprendido dos recetas y he visto fotos preciosas, ¿se puede pedir más? Un besote

    ResponderEliminar
  13. Hola Alma, ten cuidado con la entrada programada que cualquier día te usurpa el blog de lo bien que lo hace jajaj¡¡ me han encantado las dos recetas.

    Un beso

    ResponderEliminar
  14. Hola, me encantan las shorbread y adoro lavanda, así que estas galletas serán mis desos.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  15. Pero que genial eres, entrada pogramada.
    La verdad es que senota que Alma fue tu creadora, tienes su misma chispa y alegría!

    Esto del shortbread morado es toooooooooooda una novedad para mi,creo que jamás visto en estos lares...

    Besos,desde Chile

    Carola

    ResponderEliminar
  16. Te has superado (si es que eso es posible). Me enloquece esta entrada. Has dado a conocer algo que no habia visto en mi vida pero que desde que lo conozco lo quiero (y con el truco y todo). Quiero ese moldeeeeeeeeeeeeeee. Y tb quiero desde que te conozco visitar Londres.................jooooooooooooooooo!!!! y ahora tb Escociaaaaaaaaaaaaaaa.
    Quisiera odiarte pero no puedo, jajaja. Te adoro.
    PD: no atiborres de dulce a tus papás que te conocemos.
    PD2: ha ganado alguien el concurso y yo no me he enterado???

    www.cajondesastredesandra.blogspot.com

    ResponderEliminar
  17. Alma o Entrada programada me parto con vosotras dos... me he reído un montón. Bueno te superas cada día pero con esto ha sido genial. Disfruta de tus papis, no te preocupes, aquí tus files seguidores estamos esperándote aquí.
    P.D. El secreto-tutorial me mola....

    ResponderEliminar
  18. jajaja Definitivamente estás como una cabra, o peor, la que está como una cabra soy yo que me parto de risa con lo que me dice una entrada programada!

    Ahora mismo no sé ni siquiera estoy hablando contigo o con ella. Y quien es ella? jajajaja se me va la pinza ;)

    Me ha encantado la entrada :) Quiero robarte los dos postres, el shortbread me sonaba de nombre, pero definitivamente no es lo que me había imaginado. Y me ha encantado, que colorcito tan delicado, y después de toda la guerra que te dio, te tuvo que saber a gloria! :9

    Y el crumble tiene que estar de muerte. Yo creo que aquí tampoco hay ruibarbo, o al menos yo nunca lo vi, eso tampoco quiere decir que no lo haya.
    Manifiéstate ruibarbo! (o en su defecto el ruibarbo progamado!)

    Síiii! Tutorial al canto! Bieeeeeeen! :)

    Bye bye!
    Besitos de quesitos! jajaja :)
    (creo que eres consciente de que has despertado mi lado chistoso barato jajajaja)

    ResponderEliminar
  19. Ostras, que susto cuando di al intro y vi que mi comentario me ocupaba la pantalla del pc de arriba a abajo! jajajaja

    ResponderEliminar
  20. Jejeje cuando he leído que ibas a explicar una shortbread, me ha rugido la barriguita!! Pero cuando he visto que era lila, pensaba que no me iba el color del ordenador jeje
    Pásatelo genial con tus papis y ya nos enseñarás el tutorial :-)

    bessissssss

    ResponderEliminar
  21. All that purple loveliness. Wow! fantastico!

    ResponderEliminar
  22. Hola Alma!!!!
    Que buena pinta tienen la tarta!!!!
    Y la manzana con toffee esta increíble!!!!!
    Me encantaron tus recetas!!!!
    http://que-merendamos-hoy.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  23. Hola entrada programada!
    jajajaja, me he reído mucho con este post...
    Y qué rico mmmm, ah y estoy deseando ver esa tarta.

    Besos

    ResponderEliminar
  24. Jajaja, entrada programa, muchas gracias por manifestarte y enseñarnos lo que Alma ha hecho en los hornos!!
    Dile que me han encantado los dos postres, especialmente el crumble, que me pirra y me parece delicioso!!
    Y dile que se lo pase genial con la familia!
    Dale también muchos besitos!!

    ResponderEliminar
  25. ajaaja genial y las dos recetas estupendas, un beso.

    ResponderEliminar
  26. tiene un color tan espacial, que dan ganas de dejarla asi tal cual como una escultura..una pinta estupenda y diferente

    ResponderEliminar
  27. que original me ha encantado un beso

    ResponderEliminar
  28. Alma tiene un blog estupendo, querida entrada programada, se aprende un montón y te diviertes leyéndolo. A ver esos votos para que suba en el ranking!!!
    Dale las gracias a Alma porque si no es por su blog no se me hubiera ocurrido animarme a hacer cupcakes.
    Un saludo,
    Mª Luisa

    ResponderEliminar
  29. Hola, me ha encantado la receta, como tenía muchas ganas de comerme un shorbread, la hice sin la lavanda que no sé donde encontrarla y la verdad es que ha quedado deliciosa, tengo que hacerla mas veces porque el corte de la galleta no quedó muy bien, pero de sabor estupendo. Ahora lo intentaré con chocolate y nueces a ver que tal salen, que tengo nostalgia scottish.
    Gracias por compartir la receta!!

    ResponderEliminar
  30. Que bonito, tiene un color preciosisimo :)

    ResponderEliminar
  31. Alma¡Me encanta tu molde de shortbread y tiene muy buena pinta! Me gustaría experimentar con lavanda pero aquí no encuentro. Me encanta tambien Crumble..hago mucho veces de manzana o manzana y moras pero tengo que probarle con un toque de Golden Syrup...sería riquissima!

    ResponderEliminar
  32. Que bella receta! Me encanta el sabor de lavanda, y el color le da ese toque especial.

    ResponderEliminar
  33. Entré para saber si podía encontrar más info sobre la lavanda comestible, en estas tierras hay mucha lavanda,pero ignoro si es comestible o no
    Sabrías decirme como puedo establecer la diferencia si es que existe, gracias soy eli desde S.C.de Bariloche
    Ah! EXCELENTES RECETAS!!HMMMM

    ResponderEliminar

Muchísimas gracias por dejar tu comentario. Los leo todos y me encantan!!! Si tienes una pregunta, te recomiendo que visites la sección de dudas en el recetario. También puedes contactar conmigo vía Twiter (@alma_cupcakes) o en Facebook (https://www.facebook.com/objetivocupcake). Un beso!!